Le téléphone. Le monde à portée de voix.
Le téléphone. Le monde à portée de voix.

Resumen

Patrice Carré, historiador de amplia trayectoria en el campo de la historia de las telecomunicaciones, autor de múltiples artículos y libros, publicó al inicio de la última década del pasado siglo XIX este libro que presentamos.La obra se compone de seis capítulos y un variado e interesante apartado final titulado « Témoignages et documents » en el que el autor describió a lo largo de siete breves apartados algunas cuestiones relacionadas con el pérfil más social del teléfono. El primer capítulo lleva por título el sugerente « Du rêve à l`innovation ». En sus nueve apartados el autor describe los primeros intentos de transmisión de la voz humana descritos en alguna de las obras clave de la literatura europea. La mítica figura de Pantagruel es recordada por el autor para poder ilustrar los primeros intentos de comunicación. Del mismo modo, describe como en el siglo XVI el inglés Robert Hooke afirmó que era posible la difusión a gran distancia de la voz humana. El telégrafo óptico de los hermanos Chappe utilizado desde 1793 fue el primer instrumento que proporcionó una correcta trasmisión del mensaje en los conflictos bélicos europeos de ese momento. Hasta la primera mitad del siglo XIX no hubo, según el autor, ninguna otra innovación destacada. En ese momento histórico, dos ingleses, William Fothergill Cook y Charles Wheastone, y dos americanos, Theodore Newton Vail y Samuel Morse, consiguieron poner en funcionamiento el primer telegráfo eléctrico. El anhelo de transmisión de la voz humana seguía vigente a mediados del siglo XIX. Muchos lo intentaron, Edward Farrar en Estados Unidos, Antonio Meucci en Italia, Philipp Reis en Alemania y Charles Boursel en Francia fueron los más significativos, según el autor. La aparición y aceptación del teléfono de Graham Bell es, como no podía ser de otra forma, el tema de la segunda parte del capítulo. Carré realiza una detallada descripción del momento y de la posterior evolución, es decir, la aparición de la « Bell Telephone Company » y su irrupción en la sociedad europea. «Des usages à inventer» es el título del segundo capítulo de la obra. A finales del siglo XIX el teléfono era todavía un instrumento desconocido. Poca gente conocía cuál era su utilización. Unos consideraban que podría ser un servicio auxiliar del telégrafo, otros pensaron que acabaría siendo el complemento ideal del fonógrafo. Lo cierto, es que ya en 1877 comenzaron a instalarse las primeras líneas telefónicas en algunas ciudades de Estados Unidos. Las primeras redes telefónicas también aparecieron enseguida. La fama del nuevo servicio se extendió rápidamente por buena parte de las ciudades estadounidenses, paralelamente lo hizo la de Graham Bell, requerido como conferenciante en diversos lugares. En el tercer capítulo Patrice Carré describe como al inicio del siglo XX el teléfono comenzaba a ser considerado un instrumento que otorgaba prestigio social además de ser sinónimo de modernidad. La literatura y el cine dejaron constancia de la llegada del teléfono a la sociedad. «Nouvelles façons de dire» es el título otorgado por el autor a esta parte de su obra. A través de sus páginas describe la forma en la que el teléfono se introdujo en lugares y situaciones tan dispares como oficinas, empresas, comercios, centros de estudios… El teléfono comenzó a cambiar algunas formas de relación y socialización de las personas. Ya no era necesario salir de casa para avisar a alguien, para comentarle algo, ya se podía hacer por teléfono. La prensa estadounidense reparó en las bondades del nuevo instrumento de comunicación. Así lo muestra el autor en el capítulo. El cuarto, titulado «Des techniques et des hommes» recoge la necesaria, pero a veces costosa evolución del servicio en la sociedad, más concretamente en la de Estados Unidos. El autor menciona la irrupción a finales del siglo XIX del servicio telefónico automático, gracias a las investigaciones y trabajos de Almon Brown Strowger. La gran innovación telefónica llamada a cambiar y estabilizar el servicio telefónico llegó a Europa con un gran retraso. Recuérdese que antes del comienzo de la Guerra Civil española pocas ciudades españolas disponían de un servicio telefónico automático regular. Patrice Carré completa su narración con la descipción del proceso de surgimiento de algunas de las grandes empresas telefónicas mundiales, caso de la «International Telephone and Telegraph Corporation» . Esta histórica empresa tuvo mucha importancia en la historia del Servicio telefónico español, ya que entre otras cosas participó activamente en la formación de la Compañia Telefónica Española en 1924. El penúltimo capítulo de esta breve e interesante obra lleva por título «La Longue Marche». en esta ocasión el autor comienza su relato describiendo el estado del servicio telefónico en Francia a mediados de la década de los veinte del pasado siglo. Mediocre es el calificativo empleado por el autor, desolador panorama para el servicio telefónico en el país del autor. Bien, el relato continúa desarrollando el mismo tema y para ello establece tres etapas en el desarrollo del servicio telefónico en Francia. La primera de ellas comprende de 1876 a 1924.Es decir, los primeros años del telefóno en el mundo. Sin duda, la época más complicada y díficil para el nuevo medio de comunicación. La segunda acoge los años comprendidos entre 1924 y 1934.El servicio telefónico comenzó a ser objeto de preocupación para los políticos franceses, el autor lamenta que a pesar del triunfo de los conservadores del bloque nacional el servicio telefónico no fuera pivatizado. La tercera etapa era la comprendida entre 1945 y 1960. Esta etapa comenzó con la red telefónica francesa en un estado de semi destrucción tras la finalización de la Segunda Guerra Mundial. Los políticos franceses conscientes de la creciente importancia del servicio telefónico y de una adecuada red de telecomunicaciones decidieron que entre 1966 y 1970 la red de comunicaciones del país debía modernizarse y adecuarse a los nuevos tiempos. Con el positivo y significativo «À la conquete du monde» finaliza la obra. A finales de los años sesenta del pasado siglo el servicio telefónico estaba ya práticamente desarrollado en la mayor parte del mundo. El telefóno había adquirido una notable importancia en el plano empresarial, el personal, el comercial… Sin embargo, un nuevo y poderoso instrumento comenzó a amenazar su temprana hemegemonía, el servicio informático. No hubo la ruptura anunciada, los dos servicos empezaron una colaboración que continuán en la actualidad. Patrice Carré señala el caso del « Minitel » como uno de los más significativos e importantes signos de colaboración. En resumen, un breve, pero muy interesante libro. Altamente recomendable para todos los interesados en el apasionante mundo de la historia de las telecomunicaciones. Es necesario señalar que esta obra tiene un pérfil histórico, pero también muy sociológico.

Especificaciones

  • Autor/es: Patrice Alexander CARRÉ
  • Año: 1993
  • Idioma: Francés
Foro

Foro Histórico

de las Telecomunicaciones

Contacto

Logo COIT
c/ Almagro 2. 1º Izq. 28010. Madrid
Teléfono 91 391 10 66 coit@coit.es
Logo AEIT
c/ General Arrando, 38. 28010. Madrid
Teléfono 91 308 16 66 aeit@aeit.es

Copyright 2019 Foro Histórico de las Telecomunicaciones