Sergio & Serguéi
Sergio & Serguéi

Dirigida por

Ernesto Daranas

Año

2017

Relación con las Telecomunicaciones

Situación: Esencia radio y radioafición.

Sergio & Serguéi: Cuando pase por Cuba te llamo

Se llama Serguéi Konstantínovich Krikaliov (también transcrito como Sergei Krikalev) y despegó en una Soyuz el 19 de mayo de 1991, cuando su país se llamaba Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas. Aterrizó el 25 de marzo de 1992 en Rusia. Entre medias, la URSS sufrió un golpe militar y el bloque comunista se disolvió. Mientras, Krikaliov seguía dando vueltas en la estación espacial MIR, no por gusto, ciencia o por una misión a completar, sino porque abajo, en la Tierra, no había dinero para rescatarle ni una administración que supiera qué hacer.

En Cuba, se conoce como "período especial" los años que siguieron a la caída de la Unión Soviética, a principios de los años 90 del siglo XX. La falta de apoyo ruso ocasionó en la isla una gran escasez de petróleo y productos básicos, lo que generó una crisis económica que duró prácticamente una década.

'Sergio & Serguéi' es una fábula amable sobre las dificultades que aparecieron en la isla durante aquellos años convulsos y la capacidad de los cubanos para adaptarse a ellas.

Sergio: Tu sabes muy bien Ramiro que aquí lo mismo contactamos con un chino, con un belga que con un americano. Uno se mete meses en esta bobería hasta que un día aparece un contacto que resuelve un problema o salva una vida. Y esto le ha pasado aquí a todo el mundo.

La película llegó a las salas de cine en España después de pasar por la vigésima primera edición del Festival de Málaga (2018) donde recibió el Premio del Jurado Joven al Mejor Largometraje de la Sección Oficial por "la originalidad del guion, que consigue reflejar las injusticias de la sociedad cubana, además de la gran labor de producción y la excelente fotografía".

El filme se inspira en unos personajes y hechos reales pero el resultado es ficción, algo que se deja claro al comienzo de la película: una serie de imágenes de archivo junto con una voz en off femenina ponen en contexto la situación que pretende reflejar la cinta.

Sergio: Pero, ¿de qué tamaño era el paquete?

El espíritu de la película consiste en retratar la historia de una amistad entre dos radioaficionados, Sergio y Serguéi, que están separados físicamente pero unidos en sus ideales dentro del contexto histórico de la desintegración de la URSS y la grave crisis económica que sufre Cuba. Sergio es un profesor que vive en Cuba y habla ruso y, por otro lado, Serguéi es un cosmonauta ruso que habla español cubano. Y también está Peter, un radioaficinado americano conocido de Sergio.

Sergio: Do you copy, Peter? ¿Me copias Peter?

Peter: Aquí Capricornio 1.

Se forma así un triángulo a dos bandas, por un lado el existente entre Sergio y Peter y por otro el que se genera entre Sergio y Serguéi,

Mariana: Papi, papi. Hay un hombre hablando raro por la radio.

Serguéi: CQ. CQ. Aqui Uniform 5 Mike India Romeo.

Sergio: Aquí Charly Mike 2 Charly Uniform. Por favor, repita su indicativo.

Serguéi: De acuerdo. Aquí Uniform 5 Mike India Romeo, desde la estación orbital.

sergio y serguei trio

Aparte del ambiente político que se desarrolla durante toda la película, la característica más importante y más conseguida de todo el filme es el conjunto de escenas donde se forja esa amistad entre dos radioaficionados.

Memoria del director:

1991. El bloque socialista del que Cuba dependía se desmorona, dando comienzo a una crisis interminable que cambió radicalmente nuestras vidas. Pese a transcurrir en medio de tan dramática circunstancia, Sergio y Serguéi es una sátira narrada con nostalgia, seguramente porque para mí fueron años casi felices. Mis hijos nacieron en tan "oportuno" momento. El dinero que ganaba escribiendo más de cien guiones mensuales de radioteatros no alcanzaba para mantener a mi creciente familia. Fueron necesarias varias sacudidas para que terminara aceptando que debía alternar mi "literatura" con la administración de una destilería clandestina que monté en mi propia casa.

Sergio es entonces un hombre al que conozco muy bien; alguien que se enfrentará, de golpe, a la evidencia de que su doctorado en marxismo (cursado en Moscú) no le va a servir de mucho para sostener a los suyos. Sergio tendrá que hacer casi lo mismo que me vi obligado a hacer en aquellos duros años, y quiero contar su historia tal como la viví (¿o como la recuerdo?), mostrando la precaria, disparatada y anónima manera en que conseguimos atravesar los momentos más duros de nuestra historia reciente.

A Serguéi lo conocí en un encartonado noticiero de la TV cubana. Lo presentaban como el último héroe de aquella URSS que se extinguía, como el hombre que había partido de un país para regresar a otro. No fue hasta años más tarde que descubrí las verdaderas razones que habían prolongado su estancia en el espacio. Serguéi, como Sergio, había sido burlado por la Historia y me pareció que valía la pena poner a estos dos hombres en contacto.

Sergio mira hacia el cielo y sabe que la Mir se mueve con su amigo a bordo. ¿Cómo ayudarlo a bajar de una estación que ni siquiera puede ver? Serguéi se asoma al ojo de buey de su estación para contemplar el planeta al que desea regresar, no ya para ser el héroe que ha roto el récord de permanencia en el espacio, sino simplemente para volver a ser el hombre que puede abrazar a su esposa y a sus hijos.

Sergio y Serguéi es una tragicomedia del absurdo, la peripecia improbable que unió las vidas de dos náufragos en el final de la guerra fría. Y en un momento de tanto cine tecnológico, pletórico en efectos deslumbrantes, vale la pena plantearse las cosas de otro modo. Por eso, el cosmos que me interesa es mucho más humano que efectista. No había glamour alguno en la Mir; tampoco lo había en nuestras vidas, marcadas por la intolerancia, el dogmatismo, la resignación y la pobreza. ¿Cómo es posible entonces que siga encontrando tanta belleza en lo que me rodea? ¿Por qué no pierdo la esperanza de que lograremos reencontrarnos con lo que realmente somos como nación y como pueblo? Sobre estas cosas intento reflexionar, una vez más, en esta película.

El texto y la foto que siguen se han extraído de iaru-r2.org.

El radioaficionado que escribió es Sergio González (CO2VV), sin duda alguna, la persona que inspiró la historia. Ingeniero en Telecomunicaciones graduado en la URSS, ha sido sin duda uno de los radioaficionados cubanos técnicamente más talentoso e innovador. En los finales de los 80 y durante los 90 no sólo comunicaba habitualmente con la estación Mir, con los cosmonautas radioaficionados Musa Manarov y Sergei Krikalev, después de haber sido el primer cubano en hacerlo. También durante muchos años fue uno de los pioneros en poner a Cuba en los satélites de radioaficionados prácticamente desde que estuvieron disponibles, en la instalación del primer repetidor VHF de radioaficionados en Cuba, en el uso de los Modos Digitales, en el establecimiento del primer nodo multi-puerto y el primer BBS de Packet radio en Cuba y más.

sergio y serguei te llamo

Vídeos

La película narra la historia de Serguéi, un cosmonauta soviético abandonado a su suerte en la estación orbital Mir tras el derrumbe del bloque socialista. Serguéi consigue ponerse en contacto con Sergio, un radioaficionado y profesor de filosofía cubano, y con un periodista estadounidense. Ambos intentarán hacer reaccionar a las grandes potencias para, más allá de las fronteras políticas e ideológicas del momento, buscar una salida a la situación del cosmonauta.

Tráiler

Ernesto Daranas: "Tenía previsto el guion desde los años 90, pero no fue hasta hace dos años (2015) que entendimos que podíamos hacer esta película totalmente en Cuba. Comenzamos a riesgo, preparando una animación digital de las secuencias en la Mir que nos permitió demostrar que aquí existe el talento para lograr lo que queríamos. RTV Comercial, que ya había sido uno de los productores de Conducta (2014), fue de los primeros en interesarse en el proyecto. Mediapro se sumó por el camino, cuando nos dimos cuenta de que las limitaciones de recursos nos impedían la materialización de la Mir. Aun así, gran parte del trabajo se continuó haciendo en La Habana y S&S siguió siendo una película de presupuesto muy bajo para este tipo de cine y por lo tanto sujeta a los ajustes que eso implica. Nunca habíamos hecho una película de este tipo y me queda la fe en nuestros especialistas para lograr cualquier cosa".

Sergio & Serguéi: Retos

Ernesto Daranas: "No hay buenas actuaciones si antes no hay personajes y actores con la capacidad de sostenerlas. Por lo tanto, el guion y la elección del elenco son la base para todo el trabajo actoral. En general, no acostumbro a ensayar mucho y prefiero estar atento al proceso de apropiación del personaje que cada actor va haciendo. A partir de ahí comienza un intercambio que suele terminar aportando sustancia a la propia historia. Nunca escribo pensando en un actor porque eso puede condicionar la vida propia del personaje. Lo que pasa con Héctor es que posee una versatilidad y un rigor tremendos. Con Serguéi yo sabía que no podíamos aspirar a un actor ruso que le pudiera dedicar todo el tiempo que exigía el personaje, pero estaba seguro de que Héctor podría asumir ese reto y ahí está el resultado".

Sergio & Serguéi: Personajes secundarios

Ernesto Daranas: "En cuanto a Ron, fue algo fortuito. Estaba de visita en La Habana para filmar un documental con la productora Adriana Moya. Le hablamos de la película, de su personaje y le entregamos el guion. Ron se entusiasmó enseguida y ya no nos volvimos a ver hasta el día del rodaje. Fue una gentileza de su parte porque no teníamos como pagarle de acuerdo a sus estándares".
Ron Perlman: "¿Por qué una película cubana? Primero porque hace 25 años me arriesgué a rodar un pequeño largometraje mexicano con un chaval que se convirtió en uno de mis mejores amigos. Era Cronos, de Guillermo del Toro. Me enseñó las increíbles posibilidades del mundo latino. Después, porque me atraía encarnar a un personaje que apenas se mueve de su silla. Y finalmente, rodar hoy en Cuba es una fruta prohibida, una tentación difícil de rechazar para un estadounidense como yo, que piensa que un payaso nos gobierna desde la Casa Blanca. Quiero que la gente vea la película como un aviso para que mantengan la vigilancia sobre lo que ocurre en la actualidad. Las peleas, los nacionalismos se acaban cuando recordamos que somos seres humanos y que, como a este trío, nos puede unir la fraternidad humana".

Sergio & Serguéi: Un cubano, un ruso y un americano

50
Foro

Foro Histórico

de las Telecomunicaciones

Contacto

logo COIT
C/ Almagro 2. 1º Izq. 28010. Madrid
Teléfono 91 391 10 66 coit@coit.es
logo AEIT Horizontal
C/ General Arrando, 38. 28010. Madrid
Teléfono 91 308 16 66 aeit@aeit.es

Copyright 2022 Foro Histórico de las Telecomunicaciones